Caí en ese vulgar lugar donde creí que serías eterno, donde no importaba decirte cuánto te quería, cuanto te echaba de menos o preguntar como estuvo tu día, caí ahí, en la rutina y la monotonía de una relación desabrida.
Hoy me arrepiento mucho, pero ¿de qué me vale?

Ya es tarde, no volverás, sólo me queda conformarme con lo que fue, por mas esfimero que haya sido. Di por echo que siempre estarías ese fue mi peor error. Hoy solo corres por mis venas y que rabia no poderte abrazar. Dad🖤

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s